Propiedades intrínsecas del cromo
aprovechables en el sector industrial

 

El cromo es un elemento químico que ha sido de gran aporte a la manufactura debido a sus propiedades físicas. Pero más allá de mencionar lo que impresiona a nuestros sentidos, hay que destacar la importancia del cromo en el sector industrial al ser empleado en la recuperación de cilindros hidráulicos/neumáticos, cambiando definitivamente el campo de aplicación desde un sector tradicional en aspectos decorativos a un sector ingenieril en cromo duro.

El revestimiento de cromo hoy día se puede categorizar como uno de los más empleados en aplicaciones decorativas, y en la recuperación de cilindros tipo industrial o de maquinaria pesada.

Esta técnica se emplea en la recuperación de sistemas hidráulicos/neumáticos en especial vástagos y camisas, utilizado con el fin de proporcionar brillo, dureza, resistencia al desgaste, corrosión, al rayado y bajo coeficiente de fricción que ningún otro material puede aportar. Al ser aplicado correctamente se puede garantizar la durabilidad en tiempo de servicios a muy bajos costos.

Para lograr los beneficios ya mencionados en el proceso de revestimiento con cromo, es necesario someter la pieza al proceso de electro deposición [1] (principio donde un generador crea una corriente eléctrica en una solución, que realiza la migración de los iones del electrolito hacia el cátodo -pieza a cubrir). El espesor de capa de cromo adherido depende de la preparación previa del componente y de la necesidad, entre mayor sea el tiempo que una pieza se encuentre en la solución, mayor será la cantidad de cromo adherido.

La adherencia depende también de una buena limpieza de la pieza, de las características del material base y del cuidado por parte del operario al ejecutar la actividad. Teniendo en cuenta lo anterior y si el proceso de electro deposición es satisfactorio, con la ayuda de procesos de manufactura posteriores como rectificado con piedra y banda sobre la superficie cromada, se mejora la apariencia gris sin brillo de este metal, brindándole las siguientes características:

Dureza

Un motivo importante para el uso del revestimiento de cromo, es su gran dureza (aprox. 45-62HRC). Este tipo de tratamiento, no modifica la estructura del material base, puesto que la solución donde se trabaja a temperaturas bajas (50 y 60ºC).

Se debe tener en consideración la resistencia del material base a revestir, ya que, si este posee una resistencia muy alta, el cromo depositado tendera a ser duro, pero frágil.

Brillo

Los aceros por lo general tienen una apariencia opaca, sin embargo, el cromo ofrece una superficie brillante, por largos periodos de tiempo bajo condiciones ambientales normales.

Fricción

El cromo duro tiene un coeficiente de rozamiento muy bajo, por lo que las piezas cromadas se les reduce el coeficiente de fricción aumentando su vida útil. De esta manera también mejora el rendimiento de la maquinaria para la cual fue concebida.

Resistencia a la corrosión

La mayoría de las personas identifica a simple vista cuando un metal esta corroído, pero a su vez se desconoce cómo se origina y es porque en efecto, la corrosión no es más que una reacción química producto de la unión del metal con el oxígeno.

Debido a la naturaleza propia del acero a oxidarse, el sector minero o el automotriz, por mencionar algunos, prefieren cromar diversas piezas, después de haber cumplido un ciclo de trabajo, con el propósito de extender su vida útil y hacerlas inmunes de cierto modo a la corrosión, mas no a ciertos ácidos minerales y soluciones reductoras.

REFERENCIAS

[1]       D. Jim, «Wikipedia» 2006. [En línea]. Available: https://es.wikipedia.org/wiki/Electrodeposici%C3%B3n. [Último acceso: 17 01 2017].

 

 

Elaboró: Ing. Alberto Santamaría Molano.
Malambo, Atlántico.

Instant SSL Premium